Martes, 22 Mayo 2012 04:53

The activity of echinocandins, amphotericin B and voriconazole against fluconazole-susceptible and fluconazole-resistant Brazilian Candida glabrata isolates

Escrito por  J. Prieto
Candida Candida

The activity of echinocandins, amphotericin B and voriconazole against fluconazole-susceptible and fluconazole-resistant Brazilian Candida glabrata isolates

Nunes Mario D et al.
Mem Inst Oswaldo Cruz, Rio de Janeiro, 2012; 107(3): 433-436.

Tanto en Europa como en EUA Candida glabrata ha emergido como causa de fungemia; su dificultad terapéutica radica en su baja susceptibilidad intrínseca a los azoles.
Las equinocandinas son agentes aprobados por la FDA para el tratamiento de las candidiasis invasivas.


El objetivo de este estudio es el evaluar la actividad in vitro de la caspofungina, anidulafungina y micafungina en cepas de Candida glabrata susceptibles a fluconazol y resistentes a este último, y compararlas con otros antifúngicos como el voriconazol y la anfotericina B.
Para esto se analizaron dos grupos: el primero incluye 36 cepas de Candida glabrata susceptibles (SF) y un segundo grupo con 36 cepas a las cuales in vitro se les indujo resistencia al fluconazol (RF).
Basados en parámetros de susceptibilidad se demostró que todas las cepas sensibles a fluconazol eran sensibles a anfotericina B (concentración inhibitoria mínima [CIM] 90 de 0,125 microgramos/ml), las cepas resistentes a fluconazol requirieron mayor concentración de anfotericina B para inhibir su crecimiento (CIM 90 de 2 microgramos/ml).
Anfotericina B es el tratamiento recomendado para este microorganismo, pero quedó clara la tendencia a tornarse resistente y que el aumento de dosis puede ser necesario para lograr un tratamiento efectivo.
Las cepas SF, presentaron para voriconazol, una CIM 90 de 1 microgramo/ ml; sin embargo las cepas RF, fueron resistentes a su vez al voriconazol, con una CIM 90 de 16 microgramos/ml. La resistencia cruzada entre azoles es un fenómeno conocido. Los triazoles han mostrado mayor eficacia en el tratamiento de Candida glabrata que el fluconazol, sin embargo cuando se comparan las MIC, se evidencia la existencia de resistencia cruzada entre el fluconazol y el voriconazol, lo que confirma que los azoles son menos efectivos contra Candida glabarata de lo que se había planteado en estudios previos.
Las equinocandinas muestran la mejor actividad frente al grupo de las cepas FR. Las CIM menores fueron observadas con micafungina, siendo similares en este grupo de antimicóticos los valores hallados en las cepas SF y RF; CIM 90 de caspofungina, cepas SF: 0,5 cepas RF: 0,5; micafungina SF 0,008 y RF: 0,15.
Basados en estos parámetros las equinocandinas fueron efectivas frente a Candida glabrata, pero cuando se compararon las CIM de cepas sensibles y resistentes al fluconazol por métodos estadísticos se encontró una diferencia estadísticamente significativa (P< 0,05) entre las CIM de las cepas susceptibles y resistentes.
Como dato relevante, otros autores han descripto resistencia de Candida glabrata a las equinocandinas de manera excepcional y generalmente vinculada a la mutación FKS1.

En suma, este estudio evidencia la efectividad de las equinocandinas en el tratamiento de las cepas de Candida glabrata resistentes a azoles, donde la micafungina presenta mayor efectividad ante este tipo microorganismos, pero también pone en evidencia la tendencia de Candida glabrata a adquirir resistencia a las diferentes familias de antifúngicos
Por todo ello es fundamental mantener la vigilancia de la susceptibilidad de la Candida glabrata a las diferentes familias de antifúngicos, incluidas las equinocandinas.

The activity of echinocandins, amphotericin B and voriconazole against fluconazole-susceptible and fluconazole-resistant Brazilian Candida glabrata isolates (pdf)
Nunes Mario D et al.
Mem Inst Oswaldo Cruz, Rio de Janeiro, 2012; 107(3): 433-436.

Leído 3760 veces Modificado por última vez en Miércoles, 03 Octubre 2012 23:42

Artículos relacionados (por etiqueta)

Inicia sesión para enviar comentarios